29 marzo 2007

Una maricona.

Miguel Celdrán, Alcalde de Badajoz desde hace casi 12 años, dice tener dos amigos gays, y que además los quiere mucho. No seré yo quien lo dude, pero igual que dice eso también afirma que no casará a dos homosexuales, cuando en este asunto no cabe la objeción de conciencia. ¿Cabría si lo que no quisiera casar fueran dos inmigrantes, dos negros o dos gitanos?.

Pues bien, este buen hombre, ayer, y por tercera vez en lo que va de legislatura, que nosotros sepamos, ha vuelto a utilizar la homosexualidad como mofa o insulto, y lo ha hecho en la réplica a una denuncia por asuntos inmobiliarios en la que llama maricona al concejal de IU.

Y esto es inadmisible. Ser maricón no es algo malo, obvio, pero si que usen el término como piedra arrojadiza. Debería pedir disculpas, creo, porque además es un representante público. Y debería recordar que juró su cargo sobre la Constitución Española, la misma que el PP enarbola tanto y que a veces parece que se cree tan poco, y es que, les guste o no, bajo esta norma todos somos iguales, y por supuesto también todos los pacenses, includos lesbianas y gays.

Estas declaraciones son pura homofobia, que en nuestro país, además es agravante de delito. De hecho, en Fundación Triángulo estamos estudiando denunciarle por calumnias. Demasiada gente ha sufrido por este tipo de homofobia.

Una cosa es que este hombre sea jocoso y brutote, por ser suaves, y otra que se le puedan permitir actitudes insultantes como esta, que por otra parte son bastante más representativas del pasado de este pais, afortunadamente, que del futuro que queremos, al menos una amplia mayoría de ciudadanos.

Espero que así se note el 27M.

7 Comments:

Anonymous Trimegisto said...

Dale caña jose mari :)

9:49 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Si continuamos cogiéndonosla con papel de fumar cada vez que cualquiera abre la boca para usar un epíteto, siempre habrá quien se sienta ofendido, y acabaremos volviéndonos políticamente correctos http://www.20minutos.es/noticia/197719/0
/Jovenas/andaluzas/machismo/
Alguien ha oído hablar de la polisemia?
En castellano existe la acepción "cobarde, persona sin arrestos" para la palabra "maricona". No es de muy buen gusto, pero así es la lengua castellana: ruda, en ocasiones. También se utiliza "medianena" y no he visto a ninguna chiquilla con coletas correr a quejarse porque se sienta ofendida. Si cundiera el ejemplo, tal vez las gallinas acabarán por manifestarse como según qué gallegos, que pretenden enmendar la plana al diccionario. http://es.news.yahoo.com/27032007/4/
bng-pide-congreso-retire-diccionario
-definicion-gallego-sinonimo-tonto-
tartamudo.html
Algunas palabras tienen significados peyorativos. No es culpa de nadie, sino de la tradición y la historia castellana, que se refleja -entre otros muchos lugares- en la hermosa lengua que hablamos.
La verdadera ofensa que refleja esta noticia es la absurda, zafia y vergonzosa clase política que nos gobierna, cuyos integrantes no tienen, en su mayoría, educación, cultura ni elocuencia suficientes como para encontrar alternativas a epítetos tan groseros e impropios de la función que desempeñan.
Y antes de terminar te aclaro que me siento francamente orgullosa de ser una perfecta maricona. Por tía y por bollo, pero a mi solo me hace sufrir con sus groserías quien yo consiento.
Saludos.
MM.

10:07 a. m.  
Blogger franzisco said...

yo no niego que no tenga razón, obviamente utilizar la homosexualidad para mofarse o insultar no tiene lógica ninguna en los días de hoy, pero hay quien todavía entendiendo esto último correctamente, utiliza palabras sexistas del tipo, 'menudo coñazo', o 'esto es cojonudo'. déjense de politiqueo y empiecen a luchar por sus derechos, un saludo.

12:31 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

no sé si me da más pánico escuchad el insulto en boca de don migué, o los exabruptos de martín tamayo, pidiendo que Fernández Vara, se vuelva contra la pared y con la cabeza metida en una bolsa de plástico...

12:42 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Por cierto, ¿pusisteis una demanda a Alfonso Guerra por llamar "mariposón" a Mariano Rajoy? Porque, si no lo hicisteis entonces, si lo hacéis ahora se os verá el plumero.
Conste que estoy de acuerdo con que se demande a este alcalde. Pero también al otro señor. La ley y el respeto son para todos.
Un saludo

2:15 p. m.  
Blogger Caty Cordero said...

Aparte de usar el término "maricona" como insulto, está claro que lo que tiene el señor Celdrán es una homofobia de las rancias y abolengas, a pesar de que tenga ese "par de amigos gays"(algún día deberías hablar, Jose Mari, de ese gran topicazo que es la expresión "Noooo, si yo no tengo nada contra los Gays, de hecho, tengo dos amigos que lo son") que dicen tener todos los de derechas. Si fueran de verdad sus amigos, no usaría palabras como esas, que ya bastante habrán tenido que soportar con tipos como él.

Aparte de eso, una persona que se niega a casar a dos seres humanos por sus diferencias,que separa a los ciudadanos por éstas de forma peyorativa y que usa tales características como insulto es de un fascismo tal que si me casara en el Ayuntamiento, jamás lo haría mediante este señor.

3:51 p. m.  
Blogger Puntos de vista...y nada más said...

Lamento discrepar:

Creo que el alcalde Miguel Celdrán no ha querido usar el término para insultar. La razón es que para insultar tiene que haber una intencionalidad inteligente de la que creo que el alcalde de Badajoz no anda sobrado.

Me preocupa que todo el escándalo de la Marbella del Guadiana se quede en un segundo plano tras una discusión semántica. Todos sabemos que el alcalde es cualquier cosa menos correcto, así que PASEMOS DE ÉL y no entremos al trapo que nos agita porque lo hace para distraernos y que no nos fijemos en su pésima gestión

10:30 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home